Blog de Recursos y Habilidades

Comunicación y emociones: desarrollo de habilidades personales y profesionales.

Raiola manda y no el panda, mejor concurso SEO del año 2017

Seguro que habéis escuchado sobre la importancia del SEO para generar conversiones, pero si aún no sabes que es y en qué consiste, es lo explicamos. El SEO es el posicionamiento de las páginas web o blog en los diferentes motores de búsqueda de forma orgánica, es decir que nuestras páginas aparecerá en las primeras posiciones de en Google o Yahoo sin tener que pagar nada por ello.
Se trata de invertir en una serie de acciones para mejorar su posicionamiento de forma orgánica y no pagar por ello a un buscador, por lo que podemos considerarlo una estrategia de inversión a largo plazo. Hacer esto es todo un arte, que requiere de la realización de estudios de palabras de búsqueda de los usuarios, crear buenos contenidos, páginas web estructuras, tener buenos enlaces a nuestras páginas web, entre otras muchas técnicas que harán que nuestras páginas se encuentre en las primeras posiciones de los buscadores para unos términos de búsqueda concretos.
Durante este mes, los mejores expertos en posicionamiento competirán por ganar el codiciado premio de 5.000€ organizado por de los expertos en la materia Dean Romero y David Ayala. Se trata del concurso SEO más importante realizado hasta la fecha.

La empresa de alojamiento web Raiola Networks patrocinará el concurso y de su nombre se ha sacado parte de la valiosa palabra clave a posicionar “raiola manda y no el panda”. Esta palabra clave no era conocida antes del concurso, pero en poco días ha superado las 200.000 búsquedas en Google, lo que pone de manifiesto la magnitud de este concurso y los titánicos esfuerzos de sus participantes por ganar el codiciado premio y ser considerado uno de los mejores SEOs.

El concurso durará hasta el 25 de junio y el único requisito para participar es demostrar ser el propietario de la página web a posicionar y tener un formulario o correo de contacto visible para poder ponerse en contacto con los organizadores del evento. Aunque los requisitos para participar sean mínimos, no es un concurso para todos los públicos, en un concurso en el que todo vale y se necesitan unos conocimientos y habilidades excepcionales.

Existe una competencia encarnizada para posicionarse en las primeras posiciones, ya que hay miles de empresas participando. Los más experimentados jugarán con ventaja, pero serán los más astutos los que reserven sus mejores cartas y las usen en el mejor momento los que sorprendan a todos.
Analizando el ranking de participantes, se observa la dura batalla, donde cuesta mantener una posición por mucho tiempo y esto hace que muchos empiecen a impacientarse y sacar sus mejores trucos. El resultado del concurso dependerá de lo que haga cada jugador en cada momento y será impredecible hasta el último momento.

El SEO es un pilar básico de cualquier estrategia de marketing digital. Es necesario tener un buen posicionamiento en los buscadores para que los clientes accedan fácilmente a nuestros productos y servicios y generar conversiones. Son un perfil muy codiciado entre agencias de marketing y este concurso de Raiola es una buena forma de demostrar sus habilidades y darse conocer.
Poder participar en este concurso te proporcionará valiosos conocimientos y podrás aprender analizando las estrategias realizadas por los expertos. Hasta el 25 de junio a las 12:00 del mediodía podrás participar. En el momento de finalizar el concurso, la página web o blog que se encuentre en el primer puesto será la ganadora de los 5.000€.
Para poder ver toda la información sobre el concurso SEO Raiola manda y no el panda lo puedes ver todo desde el siguiente enlace: https://adseoweb.com/raiola-manda-y-no-el-panda/ aquí podrás encontrar la información completa sobre el concurso SEO.

Mucha suerte a todos los participantes que nos mantendrán en vela hasta el último momento.

La pirámide invertida de las competencias emocionales (1ª parte).

1.- En la parte superior de la pirámide se encuentran las competencias ejecutivas (9 competencias con un nivel de visibilidad alto): trabajo en equipo, comunicación efectiva, gestionar el estrés, gestionar incertidumbres, catalizador de cambios, delegación, asertividad, negociación y escucha activa. Se focalizan en aspectos muy concretos de la actuación directiva. Casi todos los seminarios para directivos abordan este tipo de competencias, llamándolas habilidades directivas. Si te interesa, sigue leyendo…

Impacto de la cultura en la conducta comunicativa

Todas las definiciones del concepto cultura -y son numerosísimas- gravitan en torno a seis facetas: vida material, valores, idioma, educación, religión e interacción social. Por otra parte, el término cultura etimológicamente significa cultivar y, de acuerdo con una de las acepciones recogidas por el diccionario de la Real Academia,  se refiere a un conjunto de modos de vida y costumbres, conocimientos y grados de desarrollo artístico, científico, industrial, en una época, grupo social, etc. Si te interesa, sigue leyendo…

La comunicación en la empresa. Estilos y habilidades de comunicación que facilitan el intercambio de información.

Resulta obvio en cualquier organización que para alcanzar sus objetivos es indispensable que la información llegue en el momento oportuno a las personas adecuadas para que ejerzan y tomen las decisiones pertinentes. Sin embargo, el proceso a través del cual se establecen las distintas comunicaciones no resulta fácil de delimitar, teniendo en cuenta la existencia de mensajes verbales y no verbales, los distintos efectos que éstos pueden producir y las diferentes direcciones que pueden tomar los flujos de información. Así pues, en un intento de clarificar tales conceptos y proporcionar pautas que, de forma generalizada, actúen incrementando la eficacia de la comunicación en la empresa, facilitamos algunas sugerencias:

1.- La necesidad de atender tanto a los elementos verbales (comunicación digital) como no verbales (comunicación analógica), ya que estos últimos son, en ocasiones, incluso más relevantes que el contenido expresado mediante palabras. La expresión facial, los movimientos corporales, factores ambientales como el territorio y los elementos físicos del lugar de trabajo (situación del despacho, ubicación del mobiliario…), pueden ejercer una influencia que avale o actúe de forma contradictoria a la información verbal.

2.- El lenguaje tiene una clara influencia a la hora de establecer el significado del mensaje. Los individuos que presentan una mayor proximidad semántica, bien porque emplean el mismo lenguaje, bien porque atribuyen significados similares a los diferentes términos, se comunican de forma más eficaz que los que presentan mayores distancias semánticas entre ellos. Este es un dato que los profesionales cualificados tienen que tener particularmente en cuenta a la hora de realizar sus informes y sugerencias a sus empleados, ya que si no adaptan la complejidad de vocabulario al nivel que manejan estos últimos, difícilmente lograrán sus objetivos.

3.- En los flujos de información es posible distinguir tres direcciones fundamentales.

3.1. La comunicación vertical descendente, referida a la que el directivo mantiene con sus subordinados con el fin de comunicarles las actuaciones que la empresa espera de ellos y que se consideran pertinentes. Este tipo de comunicación tiene como funciones principales la información, coordinación, motivación y control de los trabajadores, funciones que pueden cumplirse con mayor o menor eficacia dependiendo del tipo de poder y la forma de comunicación empleada.  Sin embargo, un aspecto central para mejorar esta eficacia es la retroalimentación que el emisor ha de obtener acerca de los efectos que produce la comunicación descendente. Esta es una de las misiones que cumple la comunicación ascendente, aspecto que puede ser considerado como un proceso complementario de la comunicación descendente.

3.2. La comunicación vertical ascendente, además de proporcionar tal retroalimentación, que permite a los directivos determinar con mayor precisión las necesidades y expectativas de sus subordinados, trata de cumplir otras funciones entre las cuales podemos destacar la contribución en la toma de decisiones a través de sugerencias, estableciendo un canal para la participación en ellas y el fomento de la crítica sana que podría ayudar a una reducción de presiones y tensiones emocionales. Si te interesa, sigue leyendo…

La comunicación analógica versus la comunicación digital.

El ser humano es un ser social y relacional, es decir, se encuentra inmerso en un mundo de interacciones con los otros. Uno de los aspectos que nos diferencian en general del mundo animal es la frecuencia con la que utilizamos herramientas y, en particular, el uso del lenguaje. Con dicha herramienta (el lenguaje)  podemos comunicarnos con otras personas como nuestros padres y hermanos (familia nuclear), con el resto de nuestra familia, con amigos, profesores, compañeros de trabajo, compañeros de estudio e, incluso, con desconocidos. El uso de esta herramienta tan nuestra (el lenguaje) nos permite, quizás, la conducta más importante que puede llevar a cabo nuestra especie (homo sapiens):  la comunicación. La actividad comunicativa nos permite, además de transmitir información, definir el tipo de relaciones que queremos establecer con los otros.

Al analizar dicha conducta comunicativa podemos observar que existen dos modalidades de transmisión de la información: una analógica (no verbal) y otra digital (verbal).

La comunicación analógica (no verbal) nos permite transmitir información de las relaciones que se establecen entre los comunicantes. En el ser humano este tipo de comunicación está constituida por los gestos, las posturas, expresiones faciales, inflexiones de voz, secuencia, ritmo, cadencia de las palabras y, en definitiva, cualquier otra manifestación no verbal que sea emitida en un contexto interactivo.  A su vez podemos clasificar la comunicación analógica o no verbal en tres grandes categorías:

Kinésica (lenguaje corporal): todo tipo de movimiento corporal como los gestos, las expresiones faciales, la sonrisa, el contacto ocular, la postura,  etc. También el aspecto físico, la altura, el peso o el aspecto general del comunicante.

Paralingüística: son las conductas relacionadas con los aspectos vocales no lingüísticos de un mensaje, como son la intensidad o volumen de la voz, la calidad y fluidez de pronunciación, las vocalizaciones, la velocidad, el ritmo, el tono (dicen que es el acento el que convence y no la palabra), el llanto, la risa, el control de los órganos respiratorios y articulatorio, etc.

Proxémica:  todas las conductas relacionadas con el uso del espacio personal y social, por ejemplo, la distancia física, la manera de sentarse o la forma de disponer de una habitación.  Un aspecto importante de esta categoría es que la distancia social entre la gente correlaciona con la distancia física:

▪     Distancia íntima (separación entre 15 y 45 centímetros). Para que se dé esta cercanía, las personas tienen que tener mucha confianza y, en algunos casos,  estar emocionalmente unidos, pues la comunicación se realizará a través de la mirada, el tacto y el sonido.  Es la zona de los amigos, parejas, familia, etc. Dentro de esta zona se encuentra la zona inferior a unos 15 centímetros del cuerpo, la llamada zona íntima privada.

▪   Distancia personal (separación entre  46 y 120 centímetros). Estas distancias se dan en la oficina, reuniones, asambleas, fiestas, conversaciones amistosas o de trabajo. Si estiramos el brazo, llegamos a tocar a la persona con la que estamos manteniendo la conversación.

▪        Distancia social (separación entre 120 y 360 centímetros). Es la distancia que nos separa de los extraños. Se utiliza con las personas con quienes no tenemos ninguna relación amistosa, la gente que no se conoce bien. Por ejemplo: la dependienta de un comercio, el albañil, los proveedores, los nuevos empleados, etc.

▪     Distancia pública ( separación más  360 centímetros). Es la distancia idónea para dirigirse a un grupo de personas. El tono de voz es alto y esta distancia es la que se utiliza en las conferencias, coloquios o charlas.

La comunicación digital (verbal): transmite los aspectos del contenido propiamente dicho, contando con una sintaxis lógica sumamente compleja. Tal comunicación es artificial y arbitraria (hemos decidido llamar a un objeto alargado PALO, pero también podría haberse denominado BALO), desde la numeración y la escritura hasta los lenguajes de software de la inteligencia artificial.  Dicha comunicación digital suele  ser efectuada por el lenguaje natural de cualquier idioma.

Si te interesa, sigue leyendo…

¿Nos transforma la mirada del otro?

“El infierno son los otros”, escribía Jean-Paul- Sartre. Y es que los demás representan la diferencia, lo temible, la codicia, el miedo, la envidia o la incomprensión. Entonces,  me pregunto, ¿por qué no conseguimos prescindir de ellos? La mirada del otro, para Jean-Paul Sartre, nos obliga a tener en cuenta su presencia.  Las mirada del otro es un juez omnipresente que nos transforma en sujetos que pueden ser juzgados en cualquier instante, en cualquier lugar, aquí y ahora.

Para algunos sociólogos, con Erving     Goffman en cabeza, nos pasamos toda nuestra vida  representando un papel (nuestro personaje público) como si estuviéramos en el escenario de un teatro, donde los otros son los espectadores. Las relaciones con los

demás descifra las actitudes  (disposición a actuar) y aptitudes  (habilidades y recursos) de cada  uno de nosotros para corresponder a la imagen social que queremos dar de nosotros mismos. Así pues, las interacciones con los otros  (interacciones sociales) se someten al juego evaluativo de la mirada de los demás, de la mirada de los otros, juego cuyo objetivo final es la aprobación de los demás.

Necesitamos al prójimo en la construcción de nuestra identidad individual, ya que gracias al otro aprendemos a realizarnos completamente. Con el prójimo todo es más difícil, sin embargo, sin él la existencia pierde su sabor. La vergüenza es un buen ejemplo para explicar las relaciones humanas. No se descubre al prójimo observándolo, sino sintiéndonos observados por él. Gracias a dicha mirada, podemos descubrir cómo nos percibe otra conciencia, cómo esa mirada se convierte en un muy buen profesor, aunque nos cuestione.

 ¿Hacia dónde se dirige la mirada del otro? Dos ojos, una, nariz, una boca, unos pómulos, unas cejas, unas pestañas, unos labios… La cara es el primer estímulo que se percibe de nosotros, donde pone el acento la mirada del otro, el barco que alumbra el faro del prójimo. Desde que nacemos ponemos la atención en la cara del otro o de los otros y éstos en nosotros. Existimos porque nos miran y de esta conciencia de ser mirados nace nuestro existir. Pero esta cara no es inocente. Por su fragilidad nos recuerda la debilidad inherente a la naturaleza humana y por eso nos llama la atención. Nos hace sentirnos responsables del prójimo, siendo el primer paso de la ética que evita reducir al prójimo a sí mismo para reconocerlo en su individualidad y singularidad, siendo la primera etapa de la filosofía que coloca al prójimo en el centro de nuestra relación con el mundo.

 José Ramón Moreno Miranda.

La comunicación como conducta

La comunicación no fue reivindicada como conducta hasta los inicios del último tercio del siglo XX y, pese a que esta aseveración nunca ha sido discutida, son escasos los trabajos realizados desde entonces dirigidos a integrar la comunicación en el marco general de la actividad humana. En otras palabras: estamos ante un presupuesto metateórico asumido de forma axiomática.

En psicología, los pioneros en considerar la comunicación como conducta fueron, sobre  todo, los psicolingüistas de la escuela rusa, entre quienes cabe destacar la figura de Leontiev (1903-1979), que considera que cualquier actividad humana está determinada por tres  características:

a) Ser siempre material y significante. Cada una de las acciones humanas constituye, al mismo tiempo, una interacción con los objetos, acción que puede influenciarlos o alterarlos, circunstancia que en ocasiones es extensible a otras personas. No existe pues un sujeto abstracto de la actividad, sino que esta consiste en la interacción entre el sujeto y el objeto. Tanto en el caso de que la actividad sea externa o productiva, como si se trata de una actividad cognitiva, la condición necesaria es la interacción activa del sujeto respecto de su objeto.

b) La actividad de un hombre es primordialmente social e incorpora sus relaciones sociales. La actividad humana sólo emerge como material y significante cuando hace manifiesta su necesidad objetiva y el hombre muestra los prerrequisitos socialmente elaborados necesarios para la acción. Esto no invalida que los motivos de una misma acción sean completamente diferentes, puesto que las actitudes están en relación directa con el medio social que circunda al individuo.

c) La actividad humana tiene una estructura sistemática y se caracteriza siempre por tener un motivo y una meta. La integridad de una acción como unidad psicológica de conducta está determinada por sus motivos, a partir de los cuales desarrolla un plan para alcanzar una meta y en base al mismo ejecuta la conducta en cuestión.

Destacados psicólogos de la Escuela Rusa (Psicología del Desarrollo).

Leontiev (1903-1979) y Vygotski (1896-1934).

Aplicados estos presupuestos a la comunicación en general,  y a la comunicación verbal  en particular, resulta que el lenguaje no se puede separar como una estructura pura de los componentes de motivación y de las metas del hablante; es decir, del sujeto actuante. Esto supone que la actividad verbal jamás existe aislada, puesto que el habla por sí misma no le sirve al hombre para nada. El habla no es una finalidad en sí, sino un medio, un instrumento aplicable a diversas actividades de modo diferente.

Si te interesa, sigue leyendo…

Diferencia entre retórica, oratoria y dialéctica.

Cuando hablo con amigos y conocidos sobre la diferencia existente entre retórica, oratoria y dialéctica,  percibo que dichos conceptos no se tienen demasiado claros, confundiendo algunas ideas  que tenemos acerca de los mismos. La retórica es el arte de bien decir, de dar al  lenguaje escrito o hablado la eficacia necesaria para deleitar, persuadir o conmover.  Podemos decir que en un sentido general, retórica es cualquier  proceso comunicativo ordenado que tenga como fin la persuasión. La retórica es la capacidad de defender por medio del discurso público una opinión propia, intentando influir así en la forma de pensar y de actuar de los demás, provocando una reflexión inducida en quien nos escucha y así construir en cabeza ajena el edificio que queremos llevar a término, para que llegue, en definitiva, a las conclusiones que previamente hemos previsto. La retórica también contempla entre sus recursos comunicativos el diseño de las argumentaciones emotivas, de las razones del corazón con el mismo objetivo persuasivo. Todo ello debe lograr presentar nuestra postura y a nosotros mismos como algo apropiado, agradable y atractivo, debiendo ser sugerentes, simpáticos y amables al presentar nuestras ideas, con el fin de que sean fácilmente aceptadas por los demás.

Marco Tulio Cicerón. 106 a.C- 43 a.C

Jurista, político, filósofo, escritor y unos de los más grandes retóricos y oradores de la República Romana.

La oratoria es la materialización de la capacidad  persuasiva presentada por la retórica y se concreta como un género literario específico, por ejemplo, en discursos, conferencias o sermones, etc. En pocas palabras, se denomina oratoria al arte de hablar con elocuencia. La retórica es la teoría, la oratoria la aplicación de la teoría retórica en un discurso concreto. Por eso, la retórica y la oratoria no pueden separarse y han dado lugar a ciertos malentendidos terminológicos: hablar de teoría oratoria es hablar de retórica; en cambio, hablar de práctica retórica es hablar de oratoria. Así , la retórica nace de la praxis oratoria y la oratoria se enriquece con las aportaciones de la retórica.

 Al ser la dialéctica una palabra polisémica (que posee varios significados), conviene precisar que aquí nos referimos a ella especialmente como método  de razonamiento. Etimológicamente significa el ”arte de conversar” (del griego “día”, reciprocidad, intercambio, y “logos”, palabra, discurso, etc). Este concepto no es una invención de Marx, ni siquiera de Hegel, pues ya lo encontramos en la filosofía griega, aunque en un sentido muy distinto. En el mundo griego,  la Dialéctica era el arte de discutir y se oponía a la retórica o Si te interesa, sigue leyendo…

¿Por qué ser asertivo?


La palabra asertivo, de aserto, proviene del latín assertus y quiere decir “afirmación de la certeza de una cosa”, de ahí se puede deducir que una persona asertiva es aquella que afirma con certeza. Como estrategia y estilo de comunicación, la asertividad se diferencia y se sitúa en un punto intermedio entre otras dos conductas polares: la agresividad y la pasividad (o no asertividad).

La asertividad podemos  definirla como un comportamiento comunicacional maduro en el cual la persona no agrede ni se somete a la voluntad de otras personas, sino que manifiesta sus convicciones y defiende sus derechos.

Es una forma de expresión consciente, congruente, clara, directa y equilibrada, cuya finalidad es comunicar nuestras ideas y sentimientos o defender nuestros legítimos derechos sin la intención de herir o perjudicar, actuando desde un estado interior de autoconfianza, en lugar de la emocionalidad limitante típica de la ansiedad, la culpa o la rabia.

Respondiendo a la pregunta de ¿por qué ser asertivo?. Podemos afirmar que conlleva conseguir más de nuestros objetivos y metas, ser responsables de una filosofía de yo gano y tú ganas, proyectar mayor credibilidad y confianza, reconocer y manejar mejor nuestras emociones (sobre todo las negativas), liderar de forma positiva, ser conscientes de los derechos del prójimo, escuchar de forma empática, decir directamente lo que se desea, se necesita, lo que se opina, nunca a expensas de otros, tener seguridad en uno mismo…

Por todo ello creemos  que siendo asertivos nuestro mundo sería mucho mejor y, por tanto, debemos  hacer un esfuerzo por poner en práctica este estilo de comunicación.

A continuación les presento una pincelada del curso “Asertividad”, que estamos preparando y que en poco tiempo podrás encontrar en nuestra web www.recursosyhabildades.com.

Imagen de previsualización de YouTube

José Ramón Moreno Miranda.